OSSE: Restringido de 9 a 21
15/02/2017
REACCIÓN DE CARRIÓ: "Que se queden tranquilos los jubilados. Vamos a dar la pelea."

Macri prometió dejar sin efecto la resolución que cambió la movilidad jubilatoria

La medida modificaba la fórmula de movilidad jubilatoria y aumentaba a la baja las jubilaciones. La definición real se conocerá este jueves. Los autores de semejante despropósito. Elisa Carrió pidió la renuncia del titular de la ANSES, Emilio Basavilbaso.

Las autoridades del interbloque de la alianza Cambiemos confirmaron esta noche que el presidente Mauricio Macri resolvió “dejar sin efecto” la resolución de la ANSeS, que modificaba la fórmula de movilidad jubilatoria y aumentaba a la baja las jubilaciones.

La modificación jubilatoria anunciada puso en peligro la aprobación de la reforma del régimen de las ART, que se debatió en la Cámara baja, y entonces se resolvió dejarla sin efecto según anunciaron los diputados Mario Negri (UCR) y Nicolás Massot (PRO).

El Gobierno anunció este miércoles una modificación en el cálculo de la actualización de las jubilaciones -que implica una baja de las mismas- y disparó un fuerte escándalo en el final de la sesión de Diputados que casi hace caer la aprobación de la ley de ART.

"Si lo que dice la oposición es cierto, pido una cuestión de privilegio contra el Poder Ejecutivo", gritó desde su banca Elisa Carrió, cuando sus pares Graciela Camaño (Frente Renovador), Juan Carlos Díaz Roig (FpV-PJ) y Diego Bossio (Bloque Peronista), comenzaron a alertar sobre la resolución de la administración de Mauricio Macri.

"El mismo día que tratamos el choreo del Correo nos vienen con esto", protestó ofuscado Sergio Massa al finalizar la sesión; mientras que crecían las críticas entre los socios radicales de Cambiemos, que venían de una noche agitada por los cruces que tuvieron con el ministro de Comunicaciones, Oscar Aguad. Es que nadie podría creer en la bancada oficial la inoportunidad política de un anuncio que necesariamente es impopular.

En un clima de extrema tensión y luego que se votara la ley de ART, la conducción de la bancada de Cambiemos se acercó a la sala de periodistas de Diputados para "anunciar" que se habían comunicado con el presidente Macri y éste se había comprometido a dejar sin efecto la medida que durante el día fue informada profusamente con detalle y hasta Power Point de Presidencia y la Anses.

Nadie podía creer en el bloque radical la falta de sentido común político del Gobierno que lanza una medida tan polémica, cuando todavía no bajaron las olas del escándalo del Correo.

Los diputados Mario Negri (UCR), Nicolás Massot (PRO) y Fernando Sánchez (Carrió), afirmaron a los periodistas que "hablamos con el Presidente, y le pedimos que deje sin efecto la resolución", informó la agencia DyN.

"Se comprometió a que se iba a comunicar con Basavilbaso para dejarlo sin efecto", agregaron los legisladores y reiteraron que "el Gobierno confirmó que deja sin efecto la resolución". 

Sin embargo, algunas fuentes del Ejecutivo dejaron trascender que Macri no fue tan tajante y se limitó a responder que si había algún error se iba a corregir. "El tema se va a definir este jueves por la mañana", agregaron las fuentes. Lo notable es que las jubilaciones ya se han liquidado con el nuevo cálculo, con el ajuste que da un aumento del 12,65%, por debajo de lo que hubiera correspondido con el anterior sistema.

CARRIÓ INDIGNADA

En un marco de caos y versiones contradictorias, Carrió, siempre dispuesta a escalar los conflictos, directamente pidió la renuncia del titular de la Anses, Emilio Basavilbaso, si se confirmaba. Pero fuentes del Ejecutivo indicaron que en rigor la baja fue autorizada por Macri, empujada por Mario Quintana y elaborada por técnicos del equipo del ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne.

Formalmente, la reformulación se cargó en las espaldas de la Secretaría de Seguridad Social, que depende del Ministerio de Trabajo y conduce el peronista Juan Carlos Paulucci. Las fuentes explicaron que se trata de una "readecuación" de la fórmula aritmética que calcula el ajuste semestral de las jubilaciones según la ley de movilidad jubilatoria.

La precisión es importante porque en rigor la fórmula sólo se puede cambiar por ley. El Ejecutivo entiende que hizo una "readecuación" no un cambio de la fórmula y por esto basta una resolución ministerial, ni siquiera un decreto. Sin embargo, la diputada Camaño sostuvo que la modificación salió por un decreto con la firma de Macri y Basabilbaso, con el número 807. El presidente y el titular de la Anses se reunieron este miércoles en Olivos.

"Este es un Gobierno a la deriva, es alarmante la desorientación que transmiten", afirmó el bloque que conduce Diego Bossio, mientras que Massa y Stolbizer anticiparon que este jueves presentarán un amparo para trabar la modificación.

Una reproducción casi calcada de la lógica que prevaleció detrás del escandaloso acuerdo por la quiebra del Correo, que abre interrogantes sobre la sensibilidad política de la administración Macri. De hecho, se pudo confirmar que hace por lo menos un mes cuando se empezó a analizar este tema, hubo voces que alertaron sobre la inconveniencia del momento elegido para un anuncio tan problemático.

Números y razones detrás del cambio

La modificación de la ecuación de la fórmula con la que se calcula el porcentaje en el que deben aumentar las jubilaciones cada seis meses consistió en semestralizar el cálculo de la variación anual de los recursos tributarios por beneficio "considerando que los incrementos son acumulados dos veces al año (compuesto)", cuando antes esta estimación se hacía mediante la simple división por 2, explicó la Anses.

"Se modificó porque con la metodología actual se reproduce más fielmente la variación que hubo en el año", explicó la Anses en el comunicado que lanzó esta tarde con el fallido anuncio.

El organismo agregó que el tope que se aplicaba al aumento en el mes de septiembre, ahora se aplicará dos veces al año "mejorando la sustentabilidad del sistema". Y esa frase es la clave de bóveda detrás de la decisión. Es decir, hay que bajar las jubilaciones para que la plata de la Anses alcance para pagarlas con recursos propios.

El Gobierno sostiene que la "readecuación" de la fórmula apenas baja el aumento del 12,96% al 12,65%, pero el diputado radical Díaz Roig hace una cuenta distinta y ubica la baja en torno al 2 por ciento.

Es verdad que la Anses ya lleva cuatro meses con déficit, en buena medida debido a la caída de trabajadores en blanco aportando y por la serie de programas que el kirchnerismo -y después el PRO- cargó en sus espaldas, más la moratoria jubilatoria y la reparación histórica que lanzó Macri para poder aprobar el blanqueo.

Sin embargo, fuentes al tanto de las negociaciones afirmaron que la decisión surge de un compromiso asumido con el FMI, que alertó sobre el alto déficit que mantiene la Argentina. Es verdad que el grueso de ese déficit proviene del gasto duro del Estado, es decir del sistema previsional.

Originariamente, la idea del recálculo había surgido en marzo del año pasado, pero en ese entonces en el Gobierno no lo consideraron prioritario. 

La readecuación, desde luego, tira el aumento a la baja. Según la información del Gobierno, ahora el aumento de las jubilaciones será del 12,65%. Fuentes del Ejecutivo informaron que, sin este cambio, el aumento habría sido del 12,96%, solo 0,31 punto porcentual por encima.

En el Congreso nadie cree en esos cálculos. Juan Carlos Díaz Roig, el diputado que participó de la creación de este régimen de actualización semestral de haberes, señaló que la diferencia entre el aumento jubilatorio con la fórmula vieja y la nueva es cercano a los dos puntos y medio porcentuales. Es decir que, sin el decreto, el ajuste habría resultado de 15,1% aproximadamente.

En esencia, para Díaz Roig, la modificación lo que hace es eliminar la incorporación del índice salarial del Indec en el cálculo y reducirlo al salarial y a la fórmula de RIPTE, cuando la ley indica que debe considerarse el que resulte más alto. 

En los últimos años siempre es mayor el del Indec y Cristina Kirchner solía recordarlo ante Héctor Recalde, promotor de no tomar en cuenta sólo el Ripte, un índice calculado por el Ministerio de Trabajo. 

"Ningún gobierno va a tocar la fórmula para ahorrarse 0,3%, es más lógico el cálculo de Díaz Roig que te da un ahorro aproximado para la Anses de 1.500 millones por mes, unos 18 mil millones por año", agregó un diputado del bloque de Bossio.

Copyright© 2017 - laseptima.info - Todos los derechos reservados